La evolución tecnológica está provocando cambios importantes en las estructuras de gestión y producción de las empresas. Se ha convertido en el motor de desarrollo económico y ha modificado la estructura ocupacional de las mismas.

Pero, ¿qué entendemos por Nuevas Tecnologías?: En principio es inapropiado el uso de la denominación de nuevas tecnologías, puesto que por su novedad no se mantienen en el tiempo. Esta característica, por tanto, no permite establecer unos conceptos y categorías fijos; puesto que lo que ayer se entendía como Nuevas Tecnologías, hoy puede pasar a ser una tecnología tradicional, desbancada, al haber evolucionado o surgido una alternativa más eficaz.

Por ejemplo, lo que en su momento fueron nuevas tecnologías como el video y la informática, en la actualidad son tecnologías tradicionales y usuales en nuestro entorno, en el cual han surgido otras tecnologías más innovadoras, como la televisión por cable y satélite, nuevos lenguajes de programación y nuevas formas de transmisión de datos, etc.

Las nuevas tecnologías están asociadas a la innovación, ya que tienen como objeto la mejora, el cambio y la superación cualitativa y cuantitativa de su predecesora y, por ende, de las funciones que éstas realizan. Sin embargo, esto no debe entenderse como que desplazan a sus predecesoras, más bien las completan y, a veces, las potencian y revitalizan.

Las nuevas tecnologías afectan más a los procesos que a los resultados. Pero los procesos harán que el producto final tenga una calidad diferente, lo que implica un desarrollo de las habilidades específicas en los individuos.

Hoy el empleo de las nuevas tecnologías es un hecho corriente en la industria, en los servicios e incluso en el sector agrícola, habitualmente más vinculado a modelos tradicionales de producción.

En el marco de la nueva economía, es preciso considerar el papel de las nuevas tecnologías de la información y la comunicación, y su aplicación en la educación y la formación profesional, como una revolución tecnológica que esta cambiando la forma de pensar y organizarse en las empresas.

Los formadores deben estar preparados para integrar las nuevas tecnologías en sus actividades formativas, metodológica y conceptualmente.

Dependiendo de la actividad de formación que cada formador vaya a llevar a cabo y la metodología a utilizar, se decantará por una u otra tecnología, eligiendo aquélla que más se ajuste a sus requisitos y posibilidades.

Del conjunto de los nuevos soportes didácticos introducidos en la formación destacamos Internet:

  • Se utiliza para transmitir y recopilar información; así como para facilitar la comunicación.
  • Todo ello mediante los programas de correo electrónico, navegadores WEB, FTP, etc.
  • Puede proporcionar un eficiente y eficaz soporte didáctico tanto en el ámbito de la formación presencial como a distancia.

Entre sus posibilidades destacan:

  • A través del correo electrónico, los formadores pueden resolver las dudas planteadas por sus alumnos/as y asesorarles mediante las llamadas consultorías y tutorías telemáticas. Estas tutorías también pueden ser online por chat o videoconferencias.
  • El acceso a materiales didácticos online: cursos, guías didácticas, programas educativos, etc. Estos materiales se encuentran en espacios WEB o FTP y la actualización permanente por parte del profesorado resulta, de esta forma, muy sencilla y ágil.
  • Las telebibliotecas: permiten acceder a los fondos bibliográficos de las bibliotecas convencionales, consultar reseñas de los libros y solicitar su reserva. En el caso de la bibliotecas electrónicas, se puede acceder inmediatamente a los documentos, los cuales están ya informatizados.
  • Las clases a distancia: la videoconferencia permite el seguimiento de una clase desde diversos puntos geográficos.
  • Los centros de recursos virtuales: que proporcionan al profesorado materiales didácticos, información sobre cursos, asesoramiento…
  • Los centros educativos virtuales: que realizan prácticamente toda su actividad docente a través de los medios telemáticos.

El uso de la Internet en las aulas es muy útil porque es una poderosa herramienta que motiva y asombra, permite que los/as alumnos/as puedan aprender a su ritmo; brinda acceso a base de datos y publicaciones electrónicas; y permite el intercambio de experiencias didácticas, tutorías en línea, trabajo con contenidos interactivos multimedia, correo electrónico, acceso a programas informáticos educativos, etc.

PREGUNTAS FRECUENTES EN UNA BÚSQUEDA DE TRABAJO

Portada » BLOG DE EMPLEO PARA BUSCAR TRABAJO » La tecnología y los cambios que nos ha aportado